Hinaishin

La técnica consiste a insertar una o más agujas de escasa longitud y mínimo grosor bajo la piel de unos 2 mm, en puntos dolorosos que el paciente indica al terapeuta a punta de dedo, resultando un efecto analgésico y terapéutico. La Hinaishin se deja inmovilizada para que se produzca el efecto analgésico durante un periodo de entre tres y siete días.

VOLS REBRE LES NOSTRES NOVETATS I PROMOCIONS?
×